Nuevo Campeón Universal Coronado; Debuta Cinta De Oro

Noticia Puerto Rico

Luego de casi un mes, al fin vemos la conclusión a Cuentas Pendientes con un nuevo Campeón Universal coronado y el debut del luchador Mexicano Cinta De Oro, ex-luchador en la WWE con una leve conexión a Orlando.

La lucha estelar de Cuentas Pendientes al fin transmitió por Wapa TV y YouTube. Sillas, Mesas y Escaleras entre Gilbert y Orlando Colon con el Campeonato Universal WWC en juego. Cerca del final del encuentro, las luces apagaron y apareció un luchador enmascarado y encapuchado, haciéndolo difícil de identificar. El luchador misterio ataco a Orlando y lo dejo caer por una mesa, facilitando que Gilbert alcanzara el Campeonato Universal y lo ganara por cuarta vez en su carrera.

En la sección de ‘Lo Que Esta Pasando En La WWC’, Luis Toledo identifico el luchador como Cinta de Oro y al culminar el programa, el mismo luchador dio una promo preguntándole a Orlando Colon como se siente lo que mas aprecia.

Cinta De Oro estuvo firmado a la WWE desde el 2009 hasta el 2019, luchando bajo varias identidades incluyendo el segundo Sin Cara, su versión ruda Sin Cara Negro y Hunico. Junto a Kalisto, fueron Campeones En Pareja NXT.

Durante su feudo en el 2011 contra el Sin Cara original y bajo su identidad de Hunico, Epico debuto en Smackdown para ser pareja con Hunico. Pero la unión no duro mucho cuando Primo Colon se junto a los dos. Epico y Primo se separaron de Hunico para formar su propio equipo. Epico y Primo eran los nombres de Orlando y Eddie Colon durante su corrida en la WWE y pasaron a ser Campeones En Pareja mientras que Hunico tomo el papel de Sin Cara II y bajo a NXT por un tiempo.

AB Morales

Creador de Impacto Estelar, fanático de la lucha libre por casi 20 años, observador de mas de 20 horas por semana de lo mismo. Amador del anime y videojuegos semi-clásicos. He sido escritor sobre la lucha libre por 3 años, creando una reputación como uno de los mas honestos y confiables reporteros de la lucha libre en la isla de Puerto Rico. Por lo menos eso me dicen.