El Reinado de Mike Mendoza fue Insatisfactorio y Caótico

Articulo Puerto Rico

El sábado, la Liga tuvo su evento más exitoso del 2019, Insurrection. El evento vio al Invader I volar entre las cuerdas, a Mark Davidson y Justin Dynamite tirar el clásico del año y a Puro Macho volver a sus raíces. Al final de la noche, con un publico ya cansado, Angel Fashion venció a Mike Mendoza para coronarse campeón de la WWL. Con la victoria, se cumple la profecía que se originó en el 2017 en Golpe de Estado, con aquellos tres caminantes que revivieron a WWL (Mecha Wolf 450, Mendoza y Fashion) siendo campeones máximos de la empresa. Sin duda alguna, en el papel parase ser lo justo, la empresa trabajó con sus cañones prometedores y lograron elevarlos como jugadores de poder en la empresa. Sin embargo, algo todavía deja un mal sabor en la boca de muchos. Ese mal sabor es el desastroso reinado de Mike Mendoza.

Antes de ser monarca de la Liga, a Mendoza se le veía destilando imágenes de jugador principal desde a finales del 2018. La lesión pudo haber atrasado dicha imagen, pero WWL tuvo suerte en contar con los servicios del ahora alma de la empresa, BJ. Cuando comenzó el 2019, lo lógico era convertir a Mendoza en el campeón principal, pero en el medio tenían a BJ y Fashion jugando por el título. La empresa entonces hace un movimiento que fue del agrado de muchos, virar a Mendoza a rudo y redescubrir su personaje del “Judas”. Sencillo hasta ahora. ¿Verdad?

Lo que vendría luego fue un desastroso ascenso de Mendoza a la estelar. Primero, Mendoza nunca se pudo observar formidable o como una máquina letal ante BJ. Se puede entender que su personaje era rudo, pero era ridículo la trampa que tendría que hacer Mendoza para vencer a BJ y lo estúpido que era observar a este último como quiera ganar el encuentro y retener. Incluso cuando Mendoza ganó su aclamado título, este tuvo que necesitar todos los trucos del cinturón y la asistencia de Tommy Diablo. Luego de ganar el título, parecería que la estabilidad volvería en el personaje de Mendoza. Pero esto no fue así. El sobrebookeo reinó durante sus defensas. Incluso en una lucha espectacular como lo fue ante Roger en Pena Capital, la empresa tuvo que otra vez resolver a las intervenciones.

En ningún momento durante su reinado, Mendoza tuvo una lucha que no tuviera más de 3 intentos de trampa. WWL olvidó en el proceso que hacía especial al “escorpión”. Este es reconocido por su finura en el cuadrilátero y golpes recio de su trasfondo de Jiu Jitsu. Una fanático no iba a la cartelera porque Mendoza se veía bien y desplegaba semblantes de ser buen luchador. Un fanático iba porque esperaba de este otro clásico, una lucha Strong Style, que lo hiciera escapar de la atrasada escena en la isla.

Se podría argumentar que necesitaba hacer trampa por Mendoza era “rudo”. Pero lo que vimos durante este reinado rosaba con lo ridículo, haciendo ver a Mendoza como débil e incapaz. De hecho, lo que Angel Fashion logró el sábado no fue tan fabuloso como se esperaba, porque ya la fanaticada había perdido la fe y amor por el reinado de Mendoza. Esto no es el final para “escorpión” en la escena principal, pero uno solo ruega a que sepan hacer algo diferente y mejor para su próximo reinado.

Emmanuel Figueroa

Emmanuel Figueroa Rosado es un escritor con 4 años de experiencia y colabora con Impacto Estelar en artículos relacionados a la lucha libre boricua. Previamente era el encargado de Lucha Libre en Latino America y el Caribe para Last Word on Pro Wrestling y colaboraba con Dave Meltzer en la información de Puerto Rico para el semanario, Wrestling Observer Newsletter. Actualmente escribe para Last Word on Sports Life Magazine en temas relacionado con las ciencias y reseña de libro de no ficción.

http://impactoestelar.com